En Comunión por un mundo Fraterno y Solidario

Conversatorio del CLAdeES con la prestigiosa teóloga brasileña Maria Clara Bingemer

Imagen de Pablo Blanco
Posted by Pablo Blanco on August 17, 2018

(Ciudad de Buenos Aires). El pasado de 17 de Agosto el Centro Latinoamericano de Evangelización Social (CLAdeES) recibió la visita de la prestigiosa teóloga brasileña, la Dra. Maria Clara Bingemer, de la Pontificia Universidad Católica de Río de Janeiro (PUC).
 
Durante su estancia en la Ciudad de Buenos Aires, la Dra. Bingemer - laica, casada, con hijos y nietos, compartió un momento de encuentro informal "Conversatorio" donde pudo intercambiar con otros miembros del CLAdeES, académicos e intelectuales diversos puntos de vista acerca de la situación de la Iglesia actual.
 
Entre otras cosas la teóloga afirmó que “la misión primera de la Iglesia es facilitar una experiencia de Dios”, porque las nuevas generaciones buscan “algo que les haga sentir, experimentar", al tiempo que afrimó convencida que "sigue habiendo experiencias de Dios... y una fuerte sed de espiritualidad”. No ignora, sin embargo, que “las religiones históricas, tradicionales, están perdiendo espacio”.
 
Frente a dicha realidad, y para salir al paso del “absoluto sin rostros ni contornos” que propugnan otras espiritualidades new age o de autoayuda, la profesora de la Pontificia Universidad Católica de Río de Janeiro defendió que “el Cristianismo tiene algo que ofrecer”.
 
Y ella lo identificó con una “mística en la contemporaneidad” que describió así: “Hoy día, se encuentran místicos, varones y mujeres, que no están en los espacios sagrados, sino seculares”, y que “hacen una síntesis nueva, que no separa mística de ética”. Momento que aprovechó para recordar a tres nombres de su reciente libro "El Misterio y el Mundo" – Dorothy Day, Etty Hillesum y el jesuita belga Egide van Broeckhoven –, cuyas experiencias místicas les llevaron a “compromisos éticos muy profundos”.
 
Inspirándose en estos y otros testimonios, Maria Clara quiso poner de manifiesto no solo esa “adherencia a lo real” de los místicos, sino la “libertad de Espíritu” que se percibe en ellas y ellos.
 
En otro punto de la conversación, la teóloga expresó que pese a considerar que “todavía somos muy clericales en la Iglesia”, la llegada del papa Francisco “trajo de vuelta el vocabulario del Concilio, que estuvo exiliado durante treinta años”, y abogó por “un apoyo institucional más sólido” a las mujeres teólogas y pastoralistas. No en vano, “las mujeres son el sostén de la Iglesia, pero siempre en lugares subalternos e invisibles”, comentó.
 

La profesora también tuvo ocasión de hablar sobre otros aspectos de la realidad eclesial, como el papel de la mujer en la Iglesia, que “sigue no siendo fácil”, pero ella percibe “más libertad y más esperanza de que no haya que dar marcha atrás en lo que se conquistó”.

Prontamente, pondremos a disposición en este sitio el texto completo de la conversación.

  • arriba
Total votes: 0